martes, 20 de mayo de 2008

Ayer fui al Juzgado de Instrucción nº 2 de Las Palmas, porque me preocupa y me hace zozobrar como vecino la corrupción institucional de Santa Brígida, al enterarme por los medios que se iba a celebrar el juicio por amenazas de un militante del Partido Popular. Pero, ¡caramba!. El Juzgado estaba cerrado porque estaba en funciones de guardia, y por tanto, no podía celebrarse el juicio rápido anunciado en los medios.
Entiendo que una cosa es instruir un proceso penal, y otra cosa es juzgar por lo penal, lo instruido por el Juzgado de Instrucción, y creo que es ilegal que, el mismo juez que instruye, pueda al mismo tiempo juzgar lo que el mismo instruyó. Sería absurda su imparcialidad debida, porque no existe la figura del “Juez Palomo” en un Estado de Derecho democrático. El de yo me lo guiso y yo me lo como.
Así que concluyo porque no creo que me equivoque, para decir que, lo que ha habido es una prostitución más de lengua, que ha soliviantado una vez más la convivencia de Santa Brígida, por el lenguaje diabólico al que nos someten los medios en aras de obtener un rédito ilícito.
Por otro lado, y apelando al derecho de igualdad y no discriminación, insto a mis Instituciones Públicas en Santa Brígida en el ejercicio de mi derecho de petición, a que se me permita hablar en el Pleno del Ayuntamiento de Santa Brígida, para poder defenderme de una prostitución institucional tasada como ilícito penal de tráfico de influencia, y de exclusión social que penaliza el artículo 607 bis del Código Penal, por la que, la MAFIA CANARIA me ha victimizado y me ha enterrado en vida, enfrentándome con mi familia en contra de mi voluntad, para desposeerme de mis medios de vida, de mi familia paterna, de mi dignidad, y de mi crédito durante más de veinte años.
Por esas razones, me han condenado a la exclusión social que prohibe el artículo 607 del vigente Código Penal, sin que, como victima, me hayan dejado expresarme libremente en mi derecho a la tutela judicial efectiva, porque nuestro Poder Judicial sigue igualmente secuestrado por la misma organización criminal, al no dejársele hablar por la boca muda de la Ley, sino por la boca de sus secuestradores.
Sin embargo, hoy según la prensa, se esta juzgando en la sección sexta de la Audiencia Provincial de Las Palmas, el caso de prostitución “LA PERLA NEGRA”, donde la prensa cita a las víctimas indirectas de la prostitución o sea a toda la sociedad en su conjunto: por inmigración irregular; por defraudar al erario público, y por gastar más agua de la cuenta en las yacuzzis, pero, no cita que han prostituido la libertad sexual, porque al parecer no existió.
Por lo que se desprende de todo esto, entiendo que en nuestra tierra sale gratis prostituir la lengua para la extorsión o la manipulación de la sociedad, y carísimo prostituirse de cuerpo por voluntad propia para perjudicar a nadie, en función de la diferente vara de medir que le imponen al Juez sentenciador secuestrado, dicha organización criminal del autor, que viola de forma esperpéntica LA LEY DE IGUALDAD, el artículo 607 bis del Código Penal y demás normas internacionales.
Saludos cordiales / Isidro Betancort Egea

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Es cierto que en Canarias seguimos jibarizado por la MAFIA CANARIA, que controla a los medios de comunicación, al poder político y al poder judicial, y cierto es que somos unos plastas de permitir estos abusos

el llanero solitario dijo...

Por lo que me contaron el juzgado de instruccion nº2 se paso a la primera planta. Allí, primero se suspendio de la 10:30 a las 12:00 hasta que viniera el abogado de Juan Ruano y despues de estar tomando declaración al alcade de San Mateo como testigo, como a los de la Radio Tinamar como acusadores, como a Juan Ruano como acuasado el juez decidio celebrar juicio el próximo 1 de julio en sala de instrucción nº2 a las 9:30.